Ahuachapán

El Refugio

Anuncios

El Refugio es un municipio del departamento de Ahuachapán, en El Salvador; éste es uno de los municipios más pequeños del departamento. Limita al norte, sur y oeste con Atiquizaya y al este con Chalchuapa (departamento de Santa Ana).

El Refugio, Ahuachapán

Historia

Antiguamente este lugar era una aldea conocida con el nombre de El Rosario y posteriormente se incorporó a la jurisdicción de Atiquizaya, y durante la administración del doctor Rafael Zaldívar y por Decreto Legislativo de 20 de febrero de 1879, se erigió en pueblo, con el nombre de El Refugio. La nueva población quedó incluida en el área geográfica del departamento de Ahuachapán.

Su nombre se debe a la patrona del lugar, la Virgen del Refugio.

Anuncios

Administración

En la parte urbana se divide en dos barrios: Barrio Nuevo y Barrio El Calvario; en su zona rural para su administración el municipio de El Refugio se encuentra dividido en tres cantones, los cuales son:

  1. Comapa
  2. El Rosario
  3. San Antonio

Cultura

Las fiestas patronales de El Refugio son celebradas del 9 al 15 de noviembre en honor a su patrona, la Virgen del Refugio.

Sus habitantes tradicionalmente se han dedicado a la agricultura, ganadería. Entre las actividades alternativas de los pobladores de El Refugio se encuentran la elaboración de artesanías en barro, para lo cual los artesanos elaboran pinturas naturales con piedras extraídas de los ausoles de Ahuachapán y otros elementos de la zona.

Turismo

Dentro de los atractivos turísticos con los que cuenta este municipio podríamos mencionar las diversas artesanías de barro que se producen y el río Salto del Espino.

Otros datos de interés

El Refugio tiene una extensión territorial de 11,01 kilómetros cuadrados, en los que habitan más de 10 mil personas.

En cuanto a la altura, este municipio se encuentra entre los 600 y 775 metros de altura sobre el nivel del mar.

Se encuentra a una distancia de 82 kilómetros de la capital, San Salvador.

Anuncios
COMPARTE ESTE ARTÍCULO EN

No hay comentarios todavía